La inflación de agosto fue de 12,4%, difundió este miércoles el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC). En lo que va del año, el Índice de Precios al Consumidor (IPC) acumuló un 80,2%, en tanto que en la medición interanual se ubicó en el 124,4%.

La inflación de agosto estuvo marcada por la devaluación post PASO y evidenció una fuerte aceleración: subió 6,1 puntos porcentuales o casi el doble que el dato de julio (6,3%). En tanto, junio había dado 6% y mayo, 7,8%. El del octavo mes de 2023 se convierte así en el peor registro de la gestión de Alberto Fernández (hasta ahora era abril pasado) y en la primera vez que el IPC mensual marca dos dígitos en 21 años.

El rubro de mayor aumento en el mes fue Alimentos y bebidas no alcohólicas (15,6%), producto del salto que tuvieron carnes, verduras, tubérculos y legumbres. Le siguieron Salud (15,3%) –en particular por los aumentos en medicamentos– y Equipamiento y mantenimiento del hogar (14,1%).

Por su parte, las dos divisiones que registraron las menores variaciones en agosto fueron Comunicación (4,5%) y Bebidas alcohólicas y tabaco (8,5%).

A nivel de las categorías, el IPC Núcleo fue de 13,8% y lideró el aumento, seguido por Estacionales con el 10,7%, mientras que Regulados registró un incremento de 8,3%.

Si la comparación se realiza en términos geográficos, la inflación del octavo mes de 2023 mostró algunas diferencias:

En el Noreste, el índice de precios llegó al 14,2% y fue el índice más alto del país.

La región Noroeste cerró en 13,7%;

Cuyo y Gran Buenos Aires tuvieron un aumento de 12,3% respectivamente;

La región Pampeana: 12,2%

y Patagonia, 12,1%.