Un detenido, que se tragó dos pilas alcalinas y aparentemente un cuchillo, movilizó ayer a los efectivos de la Alcaidía de Las Termas de Río Hondo y tuvo que ser trasladado al Centro Integral de Salud de esa ciudad para ser examinado por los médicos.

Fuentes policiales y judiciales informaron que el hecho se registró ayer en la Alcaidía de Las Termas, alrededor de las 17.30, cuando un detenido alertó a los uniformados que otro de los reos, de apellido Juárez de 26 años, se había tragado unas pilas.

Rápidamente los funcionarios policiales acudieron a la celda de Juárez, donde éste admitió que se había tragado pilas y un cuchillo. Inmediatamente se le proporcionó atención médica y quedó bajo monitoreo.

Los uniformados informaron a las autoridades y solicitaron una ambulancia para que sea trasladado al CIS Termas.

Fuente: El Liberal