El Ministerio de Obras y Servicios Públicos, Agua y Medio Ambiente informó a través de sus redes sociales que se realizó el monitoreo semanal del programa Alerta Temprana, articulado entre el Instituto de Investigación y Desarrollo Aplicado de Hidrobiología, el cual depende de la Coordinación de Proyectos, junto con la Defensoría del Pueblo.

Allí advirtió que por el bajo caudal de agua, por falta de precipitaciones en la región, hay poco nivel de oxígeno, lo que disparó un alerta amarilla por potenciales mortandades de peces.

«Actualmente, el monitoreo se lleva a cabo dos veces a la semana. Se sigue de cerca las desembocaduras de los principales tributarios en la provincia de Tucumán, ya que los niveles de oxígeno en el agua bajaron considerablemente debido a la escasez de aportes pluviales, que ocasionan bajos caudales de aporte y escasas diluciones. Esto dispara una alerta amarilla por potenciales mortalidades de la vida íctica», indicó el Instituto de Hidrobiología.