En una mañana de sábado llena de angustia y peligro, una familia logró escapar milagrosamente de ser aplastada por el colapso del techo de su vivienda en la calle Juan Felipe Ibarra, en Villa Balnearia.

El equipo de Bomberos Voluntarios Termas, encabezado por la Oficial Principal María Lizarraga, recibió una llamada de auxilio desesperada y se apresuró a responder. Dos equipos se dirigieron al lugar y se enfrentaron a una labor ardua para despejar un pasillo y rescatar a los seis miembros de la familia.

La residencia afectada constaba de un local comercial en la parte delantera, conectado al resto de la vivienda a través de un pasillo. Detrás del local se encontraba la cocina-comedor, área donde ocurrió el colapso del techo.

En el momento del derrumbe, los seis integrantes de la familia se encontraban en los dormitorios, quedando atrapados hasta que se logró despejar una vía de escape. Los equipos de rescate evacuaron a cuatro adultos y dos menores de 11 y 13 años, respectivamente.

Los socorristas advirtieron a los adultos sobre el inminente peligro de un nuevo derrumbe en la estructura restante, lo que la hacía inhabitable. Por lo tanto, se les recomendó buscar otro lugar seguro para pasar al menos el resto del día