Mientras el planeta experimenta las temperaturas más cálidas de su historia, en buena parte de la región el estado del tiempo continuará siendo cálido, a pesar del invierno.

Para entender el proceso climático que atraviesa el planeta y la región, los observadores meteorológicos explicaron que “las tendencias señalan que hay una alta probabilidad de que en el noroeste argentino lo que resta del invierno sea tranquilo con temperaturas por encima a los valores normales. Va a prevalecer el calor sobre el frío”.

Para mañana se esperan condiciones climáticas similares, aunque con cielo parcialmente nublado. La mínima será de 15 °C y la máxima de 25 °C.

Además, se espera el ingreso de un posible frente lluvioso por la noche, que se extendería durante buena parte del viernes, provocando el descenso de la temperatura, con una máxima que llegaría a los 16 °C.