Con los resultados de las PASO 2023, comienzan a palpitarse los debates presidenciales que se darán antes de las elecciones generales. El primero se realizará en Santiago del Estero, y el restante se hará en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires; si la votación general desencadena un balotaje, habrá un tercer debate.

Javier Milei, Sergio Massa, Patricia Bullrich, Juan Schiaretti y Myriam Bregman superaron el piso del 1,5% de los votos en las elecciones del domingo 13 de agosto y por eso se verán las caras en dos debates, previos al 22 de octubre. Todo fue definido por la Cámara Nacional Electoral (CNE).

La primera fecha en la Universidad Nacional de Santiago del Estero será el 1° de octubre, mientras que el siguiente será en el Salón de Actos de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires (UBA) el 8 de octubre. De ir a una segunda vuelta electoral, el debate está planteado para el 12 de noviembre.

El objetivo de estos encuentros es que cada candidato a presidente de a conocer las plataformas electorales a los argentinos y que se sometan a un debate entre los mismos. Vale aclarar que esta instancia es obligatoria, por lo que ninguno de los políticos podrá negarse a la Ley 27.337.

Qué pasa si algún candidato no se presenta al debate presidencial

Según establece el código electoral, si alguno de los candidatos no se presenta “serán sancionados con el no otorgamiento de espacios de publicidad audiovisual”. Y destacan que “dichos espacios se repartirán de manera equitativa entre el resto de los candidatos participantes. Asimismo, el espacio físico que Ie hubiera sido asignado al candidato faltante permanecerá vacío junto al resto de los participantes, a fin de denotar su ausencia”.

Los mismos serán transmitidos, también de manera obligatoria, por Televisión Pública y Radio Nacional; el resto de los canales pueden trasmitirlo en vivo, pero sin obligación.

Cómo se definen los temas a debatir entre los candidatos a presidente

La definición de las temáticas está en manos de “la Cámara Nacional Electoral, con asesoramiento de organizaciones del ámbito académico y de la sociedad civil comprometidas con la promoción de los valores democráticos”. Al mismo tiempo, se “convocará a los candidatos o representantes de las organizaciones políticas participantes, a una audiencia destinada a acordar el reglamento de realización de los debates, los moderadores de los mismos y los temas a abordar en cada uno de ellos. En todos los casos, a falta de acuerdo entre las partes, la decisión recaerá en la Cámara Nacional Electoral”.